Envíenos su nota, opinión o información al correo: delpueblo.prensa@gmail.com
Editorial de esta semana: EDITORIAL: "EXISTE LA REALIDAD Y LA "REALIDAD" - Cuando empezamos el día, cuando abrimos los ojos al despertar, ¿Qué pensamientos tenemos? ¿Qué "realidad " construimos? Cuando empezamos el día, podemos decidir cómo vamos a encarar la jornada, qué vamos a generar alrededor. .... leer la editorial completa ....

miércoles, 31 de diciembre de 2008

VARIZAT PUEDE SEGUIR ATROPELLANDO


Río Gallegos (OPI).- En fallo dividido, Daniel Varizat se hizo acreedor de tres años en suspenso como respuesta de la justicia a los estragos realizados en varias víctimas que sufrieron heridas irrecuperables que las acompañarán toda la vida.
El juez Jorge Chávez concluyó que el ex ministro actuó "en defensa propia", con lo cual hoy Varizat puede subirse a su camioneta e irse de vacaciones sin problemas.
Con el imputado ausente, la sentencia determinada por Chávez no fue bien recibida por la gente que presenciaba la audiencia.
Las juezas Dávila y Mercau interpretaron que no se puede sustentar la legítima defensa; encontraron responsable del acto criminal a Varizat y le impusieron 3 años. Sin embargo, el ex funcionario no cumplirá prisión efectiva porque "no tiene antecedentes" y la Justicia santacruceña entendió que eso era un atenuante para determinar que los 3 años sean "en suspenso" y se remita al agresor kirchnerista a realizar un tratamiento psicológico.
Esto último provocó risas entre los presentes, quienes ironizaron en voz alta sobre la decisión del Tribunal con respecto a Varizat, quien ni siquiera fue inhabilitado para conducir.
Con mucha bronca por el fallo, varios de los presentes insultaron a los magistrados y principalmente al juez Chavéz, por lo cual tuvieron que abandonar la sala.
Afuera un grupo de aproximadamente 50 personas iniciaron la quema de cubiertas bajo un estricto control de policías que acordonaron las entradas al edificio.
Daniel Varizat había atropellado alevosamente a 23 manifestantes en Río Gallegos, el 17 de agosto de 2007, en pleno conflicto entre trabajadores estatales y el Poder Ejecutivo santacruceño.

Foto: agencia OPI Santa Cruz.