Envíenos su nota, opinión o información al correo: delpueblo.prensa@gmail.com
Editorial de esta semana: “SÓLO GRACIAS A AQUELLOS SIN ESPERANZA NOS ES DADA LA ESPERANZA” - ...Así termina Herbert Marcuse -citando a Benjamin- su obra El hombre unidimensional en la primer mitad de los años 60 del siglo pasado, una obra en la cual explícitamente agradece a “El American Council of Learned Societies, la Louis M. Rabinowitz Foundation, la Rockefeller Foundation y el Social Science Research Council me han otorgado becas que facilitaron mucho el término de estos estudios”… paradojas aparentes, no? ... leer la editorial completa ....

viernes, 24 de mayo de 2019

MARCHA POR PIBXS MASACRADOS EN MONTE - 24/5 -17 HORAS- DE CONGRESO A PLAZA DE MAYO

CABA (APL).- Gonzalo (14), Camila (13), Danilo (13) y Aníbal (24) fueron asesinados por la Policía Bonaerense.

imagen.png


(Por Oscar Castelnovo/ APL) Tras el asesinato de cuatro jóvenes por la Maldita Policía, mientras Rocío batalla por su vida, este lunes en San Miguel del Monte, familiares nucleados en la Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil convocaron a una marcha de repudio a esta nueva masacre. La cita es mañana a las 17 horas en Congreso para avanzar hacia la Plaza de Mayo y enfrentar en las calles el genocidio encubierto que se despliega en nuestro país cada día. Por su parte, Emilia Vassallo, una de las referentes de la Marcha Nacional, enfatizó que: “Los familiares, decidimos salir a la calle nuevamente, porque estamos con ira, bronca y mucho dolor por estos asesinatos en manos de las fuerzas represivas, ya no da para más, algo tenemos que hacer, que sepan que la vida de nuestros hijos vale como la vida de otros, basta de mentiras, basta de inventar causas, de cubrir a los represores que se conde a todxs los Gatillo Fácil, a todxs los represores asesinos basta de Matar nuestros pibxs, basta del genocidio, por eso convocamos”. Nofaltes, luchemos juntos por la vida de lxs nuestrxs.

WALLMAPU:¡HASTA SIEMPRE ROBERTO ARIAS!

Wallmapu (Puelmapu).- El comunicador Roberto Arias quien fue compañero de Patricia con quien tuvieron una amplia familia, falleció ayer 22 de mayo en su hogar en San Martín de Los Andes. Sus restos están siendo velados en las dependencias de la Radio FM Pocahullo y descansará en el cementerio de la Comunidad Mapuche Cayún, en el paraje Trompul, al pie del bello cerro del mismo nombre.

Roberto no sólo fue impulsor de la Radio FM Pocahullo con más de 28 años de historia, también fue uno de los impulsores de FARCO (Foro Argentino de Radios Comunitarias) y del Encuentro de comunicación Mapuche de WallMapu.

FARCO publicaba hoy: “Frente a la tristeza por su partida elegimos el orgullo de haberlo tenido de compañero, y el compromiso de seguir haciendo la comunicación desde y para las causas de los pueblos. Abrazamos fuerte a su familia y compañerxs de la Pocahullo, cuyas palabras hacemos nuestras: “Se fue de nosotrxs el mas tozudo, el mas cabeza, el mas calentón, el mas rebelde”. Pero convencidxs de que tenemos un arma poderosa, que bien supimos construir, el mensaje de Roberto fue claro: ‘El cambio del próximo siglo no será posible si no somos capaces de desarrollar una nueva relación con nuestros hermanos de los pueblos Originarios. El cambio del próximo siglo, el de todas las naciones y pueblos no será posible si no somos capaces de construir una sociedad INTERCULTURAL fundada en el derecho a autodeterminación de los Pueblos’, fueron parte de las visiones y horizontes de Roberto Arias.

Apasionado y profundo como el solo. Intenso, leal, perseverante, tozudo, rebelde, consecuente, son tantas las palabras que pueden decirse de Roberto Arias, aquel que en el año 2003 era parte importante en la organización del Primer Encuentro de Comunicadores de PuelMapu (Centro sur de Argentina), la antesala al encuentro de comunicación Mapuche del WallMapu, la que el 2004 se desarrolló con más de 130 personas en Afunalhue (Villarrica), luego, masivamente en San Martín de los Andes el 2006 y diversas otras actividades que a través de la comunicación popular y comunitaria, rompían las fronteras estatales, donde FM Pocahullo y otras iniciativas Puelche caminaban de la mano en Ngulumapu con Konapewman, Mapuexpress, Radio Wallon y Corporación Mapuche Xeg Xeg, entre otros.

“Nuestros principales objetivos fue conocernos, intercambiar experiencias y crear herramientas comunicacionales propias, hoy queremos seguir avanzando en la consolidación de este espacio de encuentro como proceso de unidad y coordinación permanente en el ejercicio de nuestra autodeterminación”, se señalaba el 2006 como parte de los sueños que se entrelezaban en ambos lados de la cordillera, donde Arias era pieza clave en ese espíritu de unidad y acción. "La posibilidad de que esos encuentros se hayan realizado, permitió generar una gran oportunidad para conocer las diversas comunicaciones que existen en nuestro wallmapu, que es de enorme riqueza, proyección y potencialidad , más aún, si se cuentó con la participación de experiencias desde Santiago a Chiloé y desde Buenos Aires a Bariloche", resaltaba Francisco Calquilpán de la Corporación de comunicación Mapuche Xeg Xeg.

Con largos años de amistad gracias a las comunicaciones radiales, Francisco Caquilpán recuerda que desde hace algún tiempo volvió a reencontrarse con Roberto Arias en espacios ceremoniales y de reuniones con comunidades mapuche de Ngulumapu, como el Parlamento Mapuche de Koz Koz, quienes conocieron de cerca la experiencia e idea del “barrio Intercultural” en San Martín de Los Andes, recordaba Beatriz Chocori del Espacio Trafkintuwe y del Parlamento Koz Koz, también cercana a Arias, quienes han lamentado profundamente esta partida.

Roberto Arias y Radio FM Pocahullo

“Nosotros no solamente ponemos el grabador al funcionario. Vamos a reuniones, a cortes de ruta y a movilizaciones”, decía Roberto Arias, convencido del rol que un comunicador social y popular debe desarrollar desde un medio comunitario.

“Con un sello independiente, libre y popular, Pocahullo lleva años de experiencia comunicacional, de arduo esfuerzo para mantenerse en pie, cuya fortaleza ha sido posible única y exclusivamente a la participación activa y directa de la propia gente que ven en este medio su voz pública de poder para sus diarias luchas”, publicábamos así a través de Mapuexpress el año 2004, resaltando que este medio, no había estado exento de intentos de sabotajes, robos, amenazas y distintos tipos de intimidaciones dirigidas desde los grupos de poder político, militar o económicos quienes en diferentes ocasiones intentaban acallar su voz.

Sobre la base social, la radio cuando comienza asumi la experiencia de la comunicación popular, su base se origina en los barrios, donde los vecinos empiezan a informar y a informarse de los problemas que existen. Roberto Arias señalaba al respecto en marzo del 2004: "A partir de ahí muchos barrios tienen agua potable, cloacas, gas, servicios básicos, que aquí era un tabú, los únicos que podían acceder a esto era la gente que vivía en el centro. Los barrios periferias no podían acceder a esos beneficios, por la geografía, por la falta de recursos, porque los terrenos eran fiscales, en fin, mil y una excusas. Entonces, la radio le da voz a esos problemas, le devuelve la voz a los vecinos y la amplifica, haciendo de esos problemas, una voz pública. Toma un poder diferente, cambia la agenda pública - política.... Los vecinos se convierten en los legítimos dueños de la radio, participan en su proceso y es eso, la radio es un proceso permanente en donde hacemos para crecer y generar poder para aquellos que no tienen poder. Voz tenemos todos, pero lo que no tenemos es poder. Cuando la palabra se vuelve publica se genera el poder. Cuando yo cuento mi verdad, es la verdad que tienen otros, entonces ahí descubrimos que hay otros, que no hay un yo, sino un nosotros, y en ese nosotros acá, también descubrimos que hay un Pueblo Nación Mapuche que está reclamando por sus tierras, por sus derechos, por un nuevo desarrollo, por una nueva relación y ellos, a la vez, de comprender que la voz pública le daba poder. Los Mapuche también son dueños de esta radio"

En medio de una crisis generalizada en Argentina el año 2002 y cuando la localidad de San Martín se había quedado sin gobierno por dos meses ya que el movimiento de desocupados que también son parte de la radio, se habían tomado la municipalidad, ellí, en medio de estos altercados, Roberto Arias fue víctima de intento de asesinato. Habían enviado a una persona cercana al intendente y miembro del MPN para que le disparara un tiro en su cabeza. Arias relató lo sucedido: "Hace dos años, mandaron a una persona muy mal, completamente alterada a tirarme un tiro que finalmente no salió. Finalmente ante el trato de igual a igual con el tipo, este terminó por quebrarse. Ahí nos damos cuenta lo mal que hace el poder político. Ese gobierno perdió las elecciones y seguimos tratando de fortalecer las comunicaciones, cuyo derecho no tiene porqué regularlo ni el Estado, ni los empresarios, ni los militares. Lo que no puede haber es un poder tratando de acallar a otros, a la gente y no se puede poner ninguna cuestión sobre esto".

Roberto Arias también debió enfrentar una serie de denuncias en su contra desde el poder político y económico: “Las denuncias han sido por -incitar a la violencia ¿Qué significa esto?, es simplemente decir que nosotros si estamos de acuerdo con los cortes de ruta, que si estamos de acuerdo que todos nos paralicemos y veamos como se nos está muriendo un pibe de hambre y que no puede haber familias enteras mendigando una caja de comida o no teniendo trabajo, que eso no puede ser así, que en algún momento nos tenemos que parar, entonces bueno, en función de eso han hecho denuncias, más que nada buscando censurarnos, porque metiendo preso a alguien no solucionan nada. En realidad lo que quieren es implantar el miedo, aprendido de la cultura vieja de la política, los ha llevado a pensar equivocadamente que el respeto se basa en el miedo no en el trato de igual a igual. Las denuncias siguen, pero caen por su propio peso, porque yo no soy un violentista, en realidad lo que quiero es un mundo más justo, los violentistas son los que han amparado a los genocidas, los que se callan sabiendo las atrocidades que se han cometido en nuestros Pueblos. Los violentistas son los que no permiten que los trabajadores tengan acceso a sus derechos, son aquellos, por ejemplo, que siguen amparando en un cuerpo de carabineros a un asesino como el que mató a Alex Lemún en Chile. Eso es violentismo, a no ser que la palabra mate. La palabra no mata, la palabra libera", decía Roberto Arias.

Pocahullo con un sello importante de Arias, no solamente ha venido todos estos años entregando espacios de información a la situación mapuche en el puelmapu (argentina), sino además con transmisiones activas a las situaciones que se viven en Ngulumapu (Chile), rompiendo las barreras de las fronteras y educando a la población de la existencia de un Pueblo, distinto al chileno y argentino, que va más allá de las barreras geopolíticas militares de los Estados. Pues es así, Pocahullo no solo informa, sino además mantiene de manera permanente, a toda hora, mensajes que se refieren a la interculturalidad, al respeto, formando y educando a su audiencia en este sentido.

Años atrás recogíamos algunos testimonios en comunidades Mapuche sobre FM Pocahullo: " A cada uno de esos lugares llega la radio. Tenemos esa posibilidad de tener este medio radial, donde no solamente la escucha nuestra comunidad sino de otras comunidades en esta zona cuyas distancias son enormes. Cada vez que tenemos un conflicto, un problema, no tenemos que recorrer todas estas extensiones, sino llegamos a la radio y transmitimos nuestros problemas, nuestros pensamientos y así cada mapuche se entera de los problemas existentes en nuestras comunidades", destacaba un comunero mapuche encargado de educación en el paraje Pailamenuco el año 2004,

Apoderados de la Escuela Mapuche en Puente Blanco e integrantes del paraje Pailamenuco, también valoran y rescatan la importancia para ellos de Pocahullo: "La radio Pocahullo acá es fundamental para cada reclamo, cada denuncia, para cada proceso que damos, es la que nos pasa nuestra información sobre los conflictos y nuestros anuncios. No hay otra como ella. Las otras no nos permiten pasar directamente nuestras informaciones a la comunidad de San Martín de los Andes. Es fundamental informar al turismo, al pueblo sobre nuestros problemas y propuestas. Los problemas territoriales, ambientales de educación, en fin, todos han sido difundidos a través de la radio y nos ha permito exigir con mayor fuerza la solución a nuestros problemas"..

Arias señalaba convencido: “Nosotros somos parte del movimiento mapuche, particularmente en la provincia de Neuquen y nos dimos cuenta que hay serios problemas, como la contaminación, en el caso Chapelco y conflictos que involucraban la territorialidad mapuche y a partir de ello hicimos una descripción de esto, pero cuando la gente de las comunidades se movilizaron y dijeron esto ya no puede seguir, la radio cumplió un rol, decir la noticia, cambiar la agenda pública entrevistando y encarando a las autoridades, al intendente, a los empresarios. Las comunidades hicieron su parte y nosotros la nuestra complementariamente"...

Partió de esta vida Roberto Arias, sin embargo, desde San Martin de los Andes, Pocahullo es una realidad consolidada y un ejemplo y proyección latente a las comunicaciones sociales en la lucha de los pueblos. ¡Hasta Siempre Roberto Arias!, gracias por tanto.


Alfredo Seguel