Envíenos su nota, opinión o información al correo: delpueblo.prensa@gmail.com
Editorial de esta semana: LA CULPA Y EL DESTINO - Pensar hasta dónde estamos hechos de sentidos comunes fabricados y pensados especialmente para dominarnos, es a veces un poco espeluznante. El patriarcado y el cristianismo son dos corrientes políticas que han generado dispositivos de los más poderosos. .... leer la editorial completa ....

domingo, 5 de mayo de 2019

LAS REDES WEB, EL PLACEBO DE LA PARTICIPACIÓN SOCIAL

El Bolsón (RLN).- Compartimos la EDITORIAL semanal de nuestra Agrupoación Rojinegra:

"LAS REDES WEB, EL PLACEBO DE LA PARTICIPACIÓN SOCIAL"
La marcha d elas mujeres, potente encuentro en la calle.
Las redes sociales han sido la herramienta más efectiva para el control  social. Un inestimable grupo de personas a nivel global, ha puesto a disposición de los gobiernos, preciosa información, desconociendo la finalidad de su uso por parte de los estados. Inocentemente la población en las redes sociales plasma su sentir, su pensar, posiciones políticas, etc. Las redes le permiten a los gobiernos anticipar por dónde viene el descontento, cuál es la respuesta que les permitirá descomprimir antes del estallido. Cuáles son las versiones que hay que lanzar a rodar, cuáles son las medidas que generarán división del campo popular, ofreciendo solución sólo a una parte, que viendo satisfechas sus necesidades, serán tentados a traicionar a sus compañeres de clase.
Pero no sólo eso. Muchas veces ni hace falta intervenir porque la sola expresión del descontento funciona como descompresor social. Y los gobernantes utilizan todo para su provecho, ya se sabe que redes como feisbuk han colaborado de  forma definitiva en el resultado de elecciones "democraticas".
Pero lo más importante, es que genera la idea de que se puede "hacer" no haciendo. Y sobre todo, hacer junto a otres pero sin estar con elles. Está situación tiene más implicancias que simplemente reemplazar el verdadero encuentro. La pasividad que genera el placebo de las redes se parece más al silencio en las calles, o a la paz del cementerio. Deja las conciencias tranquilas de haber dicho lo que uno piensa, siente y cómo cree que es la realidad. Esta editorial no tendría sentido si no fuera el resultado de un grupo humano que se activa en otros sentidos, y en diferentes formatos, como resultante del encuentro entre quienes hacemos la Agrupación Rojinegra. Y es por eso, que en estos tiempos se vuelve tan fundamental volver a ocupar esos espacios de participación en los que el encuentro, la mística y las discusiones van construyendo el presente que queremos. Las redes son el opio de la sociedad, las pantallas nos alejan de la realidad, del encuentro. De la participación activa en la vida social, que compartir no sea solo un clik!