Envíenos su nota, opinión o información al correo: delpueblo.prensa@gmail.com
Editorial de esta semana: EDITORIAL: ¿QUÉ OFRECEN LOS QUE MUCHO TIENEN? - Crean un sentido común para hacernos tragar la carnada que está en el anzuelo. Un sentido común en el que los medios de comunicación hegemónicos, el sistema educativo y una parte de la sociedad alienada juegan un papel importante, dar credibilidad a ese sentido común que construyen con frases hechas, simples, que toman parte de una "verdad" para embadurnarnos en una no verdad.... leer la editorial completa ....

domingo, 25 de octubre de 2009

UNRC RECHAZA FONDOS DE LA ALUMBRERA

Buenos Aires, 22 de octubre de 2009 (ACTA).- El Consejo Superior de la Universidad Nacional de Río Cuarto (UNRC) decidió por 12 votos a 8 no aceptar $1.237.786 provenientes de las utilidades de la minera. Hasta aquí, sólo algunas facultades en el país habían tomado una decisión en ese sentido. En la sesión del Consejo Superior, finalmente se impuso la mo­ción de re­cha­zar el di­ne­ro pro­ve­nien­te de la ex­plo­ta­ción a cie­lo abier­to que se eje­cu­ta en Be­lén, pro­vin­cia de Ca­ta­mar­ca. Cuan­do has­ta el fin de se­ma­na la de­ci­sión a to­mar por el ór­ga­no de go­bier­no uni­ver­si­ta­rio pa­re­cía la opues­ta, un pu­ña­do de vo­tos se de­fi­nie­ron por el re­cha­zo, y así se ter­mi­nó de cons­ti­tuir un re­sul­ta­do que al fi­nal pa­re­ció abul­ta­do: 12 en con­tra y 8 a fa­vor de to­mar esos fon­dos que lle­gan en ba­se a la dis­tri­bu­ción pre­vis­ta en la ley na­cio­nal 14.771. Esta decisión que la destaca como la primera en el país en oponerse a los controvertidos fondos girados por esa minera -que tiene una causa abierta en la Justicia Federal-, luego de que el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) aprobara el ingreso a las arcas académicas primero de 50 millones de pesos y, después, de otros 36 millones 800 mil pesos.

COMUNICADO: VOTEMOS AL FRENTE UNIDAD Y LUCHA

Río Negro (Tribuna Docente).- Ante las elecciones convocadas por Unter, en que se determinarán los representantes gremiales en las Juntas de Clasificación y Disciplina, la Agrupación Tribuna Docente convoca a sus simpatizantes, a los afiliados de Unter y a la docencia en general a apoyar la Lista presentada por el Frente de Unidad y Lucha.
El Frente de Unidad y Lucha constituye en esta instancia la única alternativa contra los representantes políticos del gobierno en la docencia. Derrotar a los candidatos de la “pejotista” Lista Azul-Arancibia, los responsables directos de haber entregado la lucha de principios de año; y de la kirchnerista Lista Celeste de Yaski-Maldonado, que acordaron una “tregua social” con el gobierno nacional que nadie votó, nos ayuda a preparar los futuros combates, inminentes ante la virtual cesación de pagos en que ha entrado el Gobierno provincial y a su arraigada convicción de que la crisis la debemos pagar los trabajadores.

- Por un aumento de emergencia de $ 500.- para toda la docencia.
- Por un básico igual al costo de la canasta familiar.
- Por el pago en término y en efectivo de nuestro salario
- No a la criminalización de la protesta social.

GATILLO FÁCIL EN PERGAMINO: JUSTICIA PARA CARLITOS!

El pasado martes Pergamino vivió una jornada negra luego de que dos policías asesinaran en un descampado a Juan Carlos Quiroz, de 15 años de edad, tras un “confuso episodio” en el que el joven resultó muerto de un disparo en el cuello.

El hecho en sí no fue más que un grosero caso de gatillo fácil que (no) rompió el automatismo de los pergaminenses quienes, en un primer momento, ya habían tildado al chico de 15 años de “pibe chorro” que “moría en la suya”.

Sin embargo, con el correr de las horas y a fuerza del grito de familiares y amigos se fue desvelando la trama del burdo asesinato cometido por los agentes Jorge Alberto Conde (48) y Daniel Alberto Fernández (44) detenidos por el delito de “homicidio calificado, en concurso real con el delito de abuso de autoridad y violación de deberes de funcionario público”.

Todo comenzó cuando el lunes a la noche dos camioneros denunciaron el robo de la documentación del camión al dejarlo estacionado. Entre los papeles se encontraba el número del celular del chofer, quien el martes a la mañana recibió un mensaje de texto del supuesto ladrón, ofreciéndole la devolución de los documentos a cambio de dinero. El camionero comunicó lo anterior a la policía y accedió al pedido de dejar en las inmediaciones del club Banco Provincia un sobre con el monto solicitado.

Temiendo que los camioneros hayan alertado a la policía, Mauro Mena –nombre del malhechor quien hoy se entregó a las autoridades– pasó por un baldío aledaño donde los pibes del barrio estaban jugando un “picadito”. Según los mismos chicos, Mena habría ofrecido cien pesos para el que vaya a buscar un sobre a pocas cuadras.

“Se mandaron una cagada”

Juan Carlos accedió al pedido, llegó al lugar y vio el sobre. Lo abrió y estaba vacío. Lo tiró. Estaría desorientado cuando escuchó el auto que frenó de golpe y dos hombres de civiles que se bajaron a los gritos. Según la hipótesis, se asustó y trató de correr. Fue en vano. Las pericias dictaminaron que el disparo fue a corta distancia y que ingresó por el cuello dandole muerte al pibe que la rompía en la categoría ’94 del Club Atlético Douglas Haig.

No conformes con el asesinato, tanto Fernández –autor material del hecho–, como Conde, abandonaron el cuerpo de Quiroz en el terreno y volvieron a la comisaría. El fiscal que atiende en la causa, Guillermo Villalba, nunca fue comunicado del operativo y recién se enteró del suceso cuando un vecino vio el cuerpo de “Carlitos” y llamó al 911. Inmediatamente, los dos oficiales quedaron detenidos. Mientras tanto, Mauro Mena volvía a escribirle al camionero: “Se mandaron una cagada. Mataron a un inocente. Yo le había dado cien pesos para que vaya a buscar el sobre”.

Pergamino mata y remata

Es el segundo día en que la familia y amigos se acercan a la fiscalía para reclamar justicia y no somos más de cincuenta personas. Está María, su madre y Sandra, una de sus hermanas. También los guachines amigos del barrio, que golpean bombos y redoblantes y gritan que Carlitos está presente y que se va a acabar esta maldita costumbre de matar. También los tíos y vecinos. Hay un cartel enorme con una foto de Juan Carlos en pose de jugador pisando la pelota con la remera de Douglas Haig y a su lado la imagen del Gauchito Gil. Dos amigos lo sostienen y gritan. Las pibas se abrazan en ronda y cantan justicia, justicia!. Una barrera de policías imagina que está en la Tercera Guerra Mundial. “No venimos a pudrirla, sólo queremos justicia”, me aclara Sandra. La madre llora y me dice que “Carlitos es inocente, el no sabía qué pasaba”. Los medios locales filman, preguntan y se van. La gente pasa caminando y sigue su rumbo, mira curiosa pero no se detiene ni aplaude. Los autos estacionados en esa cuadra ya no están. Tampoco están los colegios secundarios, los sindicatos, ni los docentes. Menos las autoridades y los vecinos del centro. No trascendió que Blumberg se haya solidarizado con la familia.

Carlitos cometió una ingenuidad y un delito. La primera al dejarse convencer y seducir de ir a buscar un sobre a cambio de unos mangos (¿Cuánto tiempo haría que Carlitos no veía un billete de 100? ¿Qué podría haber detrás de la simple búsqueda de un sobre?). El delito lo cometió al haber nacido en un asentamiento humilde, precario, lejos de las luces y del centro del corazón sojero del país. Y eso la sociedad de Pergamino no lo perdona, por eso no lo reconoce como suyo.

Pergamino mata a un hijo de su ciudad y lo remata con la indiferencia y el olvido.